«aguardad que se cumpla la promesa del Padre, de la que me habéis oído hablar, porque Juan bautizó con agua, pero vosotros seréis bautizados con Espíritu Santo dentro de no muchos días».

01 enero 2017

SANTA MARÍA MADRE DE DIOS


LITURGIA DE LA PALABRA


“Cuando se cumplió el tiempo envió Dios a su Hijo nacido de una mujer nacido bajo la ley”. 

Deseamos en este Día a todos un Año 2017 lleno de amor, no digo de felicidad sino de Amor, porque a veces no le damos a la felicidad el significado que humanamente tiene, aunque no queramos verlo. Para mí ser feliz es pasar por la vida amando, lo cual indica momentos difíciles y duros porque para poder amar hay que morir a uno mismo en muchos momentos.  El Amor es lo que va a hacer que este mundo siga adelante, como hasta ahora, el amor es lo que sostiene el mundo, ya estamos viendo cuando reina el odio, la guerra y las enemistades entre las personas todo se destruye, las vidas, los países, la hermosura de la naturaleza.

Pero bueno yo había empezado por una frase que se lee en la liturgia en este día: “Cuando se cumplió el tiempo…” Para los cristianos ya ha llegado el tiempo que esperábamos no es ni 2017, ni 2018, ni ningún año civil, se ha cumplido  el tiempo: el tiempo de la Salvación, el tiempo en el que Dios ha enviado a su Hijo, el tiempo de poder construir, el tiempo de abrir nuestras puertas a todo aquel que anda buscando un hogar donde ser acogido, el tiempo de poder perdonar, el tiempo de poder ser hermanos, sí ha llegado el tiemplo. María la madre de Jesús y nuestra Madre lo entendió perfectamente y se dejó totalmente hacer por Dios, ¡Que alegría poder comenzar el Año de la mano de una mujer, de la mejor, de la Madre del Señor! 

Nosotros también podemos en este año con esta visión que os ofrezco, hacernos un propósito para poder llevar acabo en este año, sabiendo que estamos en ese tiempo del Evangelio, cuando Dios envía a su Hijo, cuando Dios nos regala a Jesús.  Mi propósito en este año es muy simple y os lo comparto se trata de trabajar por cambiar la mirada, aprender a mirar como Dios mira. Sé que me costará, pero sé que Dios Padre lo quiere así.

Que viviendo en este tiempo de Dios caminemos y hagamos visible  la Buena Noticia de Dios, para que todos puedan ver que Dios ha enviado a su Hijo para rescatarnos de todo aquello que no nos deja vivir como hijos e hijas de Dios.

Pedimos en este día por todos aquellos que viven en situaciones precarias, sin ser respetados en su dignidad y en sus derechos como  personas para que puedan encontrar en este año un futuro lleno de esperanza. Y pedimos por la Paz para en este año puedan solucionarse pacíficamente, los diferentes conflictos que hay en nuestro mundo y podamos vivir en paz.

Oración: Dios y Señor nuestro, que por la maternidad virginal de María entregaste a los hombres los bienes de la salvación, concédenos experimentar la intercesión de aquella de quien hemos recibido a tu Hijo Jesucristo, el autor de la vida. Que vive y reina contigo en la unidad del Espíritu Santo y es Dios por los siglos de los siglos. Amen.

No hay comentarios: